No pudo ser

Las leonas del Caserío-Virgen del Prado dijeron ayer adiós a su sueño de Plata tras empatar ante el Sagardía en el partido de vuelta de la eliminatoria final por el ascenso en un Príncipe Felipe lleno y entregado. Las de Fernando García lograron llegar al descanso con la eliminatoria igualada al conseguir cuatro goles de renta (17-13) pero una mala segunda parte en la que las santanderinas se mostraron más tranquilas terminó por dejar el resultado final en un empate (35-35) que no servía para lograr el ascenso. La Plata tendrá que esperar, pero el año que viene volveremos a luchar por el sueño. Estamos muy orgullosos de la gran temporada de nuestras chicas y de la gran fiesta que fue ayer el Príncipe Felipe, lleno de público disfrutando de nuestro deporte, el balonmano.

(EN BREVE TODA LA INFORMACIÓN Y CONTENIDO MULTIMEDIA)

Anuncios