Mucho que mejorar

El Seguros Soliss Caserío femenino cayó derrotado este sábado en su primer amistoso de pretemporada, disputado en el Pabellón de Pozuelo aprovechando la maratón de balonmano que se había disputado a lo largo de toda la jornada. El Base Villaverde, un equipo también de División de Honor Plata, aunque encuadrado en otro grupo, se mostró mucho más hecho que el equipo de Mitxel Moreno de la Santa (24-38).

El partido dejó claro que hay muchas cosas que pulir y que todavía falta mucho acople a un conjunto que presenta un gran número de caras nuevas esta temporada. Varias paradas de Ana Teresa y la actuación de Feli Sánchez fueron los únicos apuntes positivos del choque. De entre todas las recién llegadas, destacó Esther Pérez.

El próximo fin de semana las chicas volverán a jugar un amistoso, esta vez en casa. Será en el Príncipe Felipe ante el Getasur, a partir de las 19:30h.

Anuncios